Honda Civic LSi

Honda Civic LSi
Mi primer coche

3 de enero de 2008

Lluvia. Conductores amables

Lluvia
Hoy es un día de lluvia en Barcelona. No ha parado en todo el día. Por la mañana temprano estuvo tranquilo, pero a media mañana ha empezado y casi no ha parado.

Por tanto ha sido un día para practicar la conducción con lluvia. En agosto ya tuve mi primera experiencia con lluvia en Manresa. Y menudo experiencia, un poco más y no vuelvo a Barcelona. No he vuelto a estar tan acojonado en mi coche como ese día.

Al poco de salir del trabajo y subirme al coche, llegué a una rotonda muy grande. Al ir girando, oí un ruido, un chirrido, como cuando enciendes el motor del coche y una polea está más fuerte de lo normal. Un compi de trabajo me dijo que eso era un derrape, quizás causado por un pequeño acuaplaning. Ni idea, sinceramente. Fue muy breve y no se ha vuelto a repetir.

En algunos momentos he tenido que poner las luces largas, porque con las cortas no veía nada. Ahora que lo pienso, en alguna ocasión quizás debería haber encendido las antinieblas traseras, pero no pensé en ellas, sinceramente.

Conductores amables
Circulando por la Ronda de Dalt, veo que en mi carril el tráfico se vuelve penosamente lento. Al cabo de pocos minutos veo que hay un coche parado en mitad del carril derecho (el de más a la derecha, pegado a la pared) con las luces de emergencia encendidas.

Tengo que cambiarme de carril. Para no chocar con el vehículo averiado, me paro del todo (iba muy lento) y pongo intermitente a la izquierda, para que me dejen cambiarme de carril.

Justo a mi izquierda una furgoneta se para y el conductor me hace señas con la mano para que pase. Para él lo más fácil hubiera sido seguir conduciendo, pero se paró para que yo pudiera continuar, porque vio que en mi carril había un coche averiado.

Aún quedan conductores amables en nuestras calles y carreteras ¿verdad?

:-)

4 comentarios:

Natàlia (NGI) dijo...

jeje!!

Muy chuli el blog! Me gustó ver la foto de Carles con su coche rojo...

Y hoy he leído lo de la lluvia y la furgoneta que te dejó pasar... Quiero añadir en este punto, que por suerte, hay conductores muy respetuosos, independientemente de que lleves o no la "L" (si la llevas, suelen "ser más tolerantes")...

Hay conductores que en incorporaciones, le hacen hueco al de delante si le cuesta incorporarse y otros que lo primero que hacen es adelantarlo, impidiendo una correcta incorporación.

La lluvia solo requiere precaución y prudencia... Porque croe que ir a 90, es el equivalente a 120 sin lluvia... Y si delante van camiones, ya no ves 3 en un burro!!!

Lo peor son las caravanas sorpresa cuando llueve, ya que la distancia de frenado es mayor y eso hace que cuando tienes detrás uno de esos coches que se pegan y van oliendo humos, te preguntes si va a tener tiempo de frenar, si te ha visto o si se te va a comer!!!

Suerte y adelante con el blog, que es chulo!

¿Tienes GPS? Yo no lo tengo, me da miedo meterme por sitios desconocidos (especialmente Barcelona) y luego me arrepiento de no haber cogido el coche, cuando me dejan tirada... en fin...

Feliz 2008!

Jose Luis dijo...

Hola Natalia.

Sí, GPS sí tengo. De hecho, sin él ésto de conducir no hubiera sido lo mismo. Más de una vez hubiera acabado sabe dios dónde, porque me he perdido montón de veces.

Por suerte el GPS te dice dónde estás exactamente. A veces los mapas no están totalmente actualizados, pero sí que te sitúan geográficamente.

Para año nuevo quizás me cambie el que tengo (lo venda de segunda mano y compre otro más moderno). Casi seguro que actualizaré los mapas, pero son 100 euros mínimo....

:-)

Bienvenida por aquí, deja todos los comentarios que quieras ¿ok?

Alfredo dijo...

Ah, conductores amables... Haberlos, haylos, pero como no te fijas en ellos porque no te hacen pifias, parece como que no existen. Por suerte, no es así :-)

Jose Luis dijo...

Tienes toda la razón Alfredo.

:-)